Vestidos de boda

Vestido con peplum

Antes que nada… ¿Qué es el peplum? Es ese volante en la cadera que normalmente va pegado a una falda y se combina con un cuerpo entallado. Lo matizamos porque en la actualidad existen tops acabados en peplum y también pantalones con peplum. Nosotros nos centramos en los vestidos con falda de peplum, esos diseños que dotan la silueta femenina de elegancia y sofisticación.

Muy característico de la década de los 40 y resucitado varias veces en las pasarelas más prestigiosas, es un detalle que aporta feminidad y realza las curvas ya que afina la cintura y acentúa las caderas. Pero su mayor virtud puede ser también un inconveniente dependiendo del tipo de cuerpo que tengamos, por suerte existen diferentes modelos de peplum y solo es cuestión de escoger el adecuado. Recordamos que las siluetas pueden ser principalmente Reloj de Arena, Rectángulo, Triangulo, Triangulo Invertido o Redonda.

Vestido peplum

Jennifer Lawrence en la gala de los Oscars con peplum

Antes que nada, como el peplum marca cintura y resalta caderas, es ideal para cuerpos tipo rectángulo. También favorece a triangulo invertido y a las afortunadas que sean reloj de arena. Deberán vigilar un poquito más aquellas mujeres con cuerpo tipo triangulo o pera y, sobre todo, las de cuerpo redondo.

Si eres triángulo invertido, tus hombros serán más anchos que tus caderas así que el peplum te puede ir de maravilla para darles ese volumen extra. Opta por volantes anchos y llamativos, con plisados o en tonos claros.

Si eres de cuerpo rectangular, con el ancho de hombros y caderas alineados y sin la cintura muy definida, un vestido entallado con peplum te servirá para marcar cintura y realzar la zona de tus caderas. Son ideales las faldas lápiz estampadas o con textura y se puede combinar con una parte de arriba de color sólido.

Si tienes hombros, pechos y caderas alineados y una cintura bien definida, tu cuerpo es reloj de arena y con un vestido ceñido con peplum resaltarás tus curvas con un resultado muy sexy. Procura no usar un escote muy exagerado e intenta mantener el equilibrio optando por piezas de un solo color y sin estampados.

Si tu cuerpo es más bien circular, con volumen en el abdomen, prueba con un peplum que no sea exagerado y que lleve un cinturón ceñido. Sobre todo, evita colores muy llamativos, estampados, plisados… intenta que sea un color plano, que la falda sea por las rodillas y que el top lleve escote de pico. Y para rematar el look, combínalo con unos buenos tacones.

Irina Shayk white dress

Irina Shayk con vestido peplum

Si eres triángulo, seguramente no querrás añadir volumen extra a tus caderas así que usa el peplum con precaución, que sea discreto y nunca del que se sitúa solo en los laterales. Vístelo de un color plano y con una parte de arriba llamativa, busca el equilibrio en la parte superior con mangas u hombreras.